www.enpozuelo.es

1.000 millones de personas se acuestan cada noche con hambre

lunes 17 de octubre de 2011, 07:48h

linkedin

Comentar

Imprimir

Enviar

El primer objetivo del Milenio es reducir la pobreza extrema y el hambre. Hace una década líderes políticos de 191 países se reunieron en la sede de Naciones Unidas y se marcaron logros alcanzables que habrían de conseguirse antes del año 2015. El Informe Mundial de Desastres de Cruz Roja aleja la meta.

Hoy es el Día Mundial de la Lucha contra la Pobreza, una jornada para la reflexión. Cruz Roja lo hace en voz alta para recordar que la voluntad e implicación de Estados y Gobiernos, organismos humanitarios, medios de comunicación, organizaciones empresariales y sociales y otros miembros de la sociedad civil son piezas clave en la transformación de un mundo que debe caminar hacia el respeto de los Derechos Humanos y la erradicación de la pobreza.En la mayor concentración de Jefes de Estado de la historia del año 2000 se marcaron metas alcanzables, específicas y medibles que habrían de conseguirse antes del año 2015. Sin embargo, si las cosas siguen como están, en muchos países no se alcanzará el primero de los objetivos, es decir, reducir a la mitad la proporción de personas que viven en condiciones de pobreza extrema y padecen hambre.

Un 0,4% de ayuda al desarrollo

La humanidad puede alcanzar los retos marcados en los ocho Objetivos del Milenio porque el marco político está establecido y las soluciones existen y contamos con los recursos técnicos y económicos necesarios. En 1968, Naciones Unidas recomendó que los países ricos dedicasen un 0,7% de su Producto Nacional Bruto a ayuda al desarrollo. Actualmente, en España apenas se destina un 0,4%, cuando este año se preveía superar el 0,5%; y el compromiso de alcanzar el 0,7% para el año 2012 ha dejado de ser una promesa para convertirse en una intención improbable de ejecutar. Los líderes mundiales prometieron no escatimar esfuerzos para luchar contra la pobreza y tienen que cumplir sus compromisos, que no son utópicos sino alcanzables. 

La defensa de los Derechos Humanos y el acceso a los recursos para satisfacer las necesidades básicas de las personas, deben ser una prioridad y compromiso indiscutible de los gobiernos y Estados, que no se desatienda precisamente en los momentos más difíciles; y una exigencia continua por parte de todos los ciudadanos. Por eso, desde Cruz Roja Madrid hacen un llamamiento para que las promesas no se queden en un brindis al sol al que se suma Cruz Roja Pozuelo.

Mujeres y niñas

La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja elabora cada año un Informe Mundial sobre Desastres. El de 2011 se centra en el hambre y aborda alguno de los retos que plantea el actual sistema alimentario mundial. Los datos que ofrece el documento son pesimistas en este sentido. Más de 925 millones de personas sufrían de hambre crónica en 2010, es decir, más que a principios de la década de 1970. En los últimos 30 años prevaleció la opinión de que los precios de los alimentos se mantendrían bajos y estables y no ha sido así.

El informe arroja conclusiones escalofriantes. Aunque la producción mundial de alimentos debería abastecer a toda la población del planeta, cerca de 1.000 millones de niños, hombres y mujeres se acuestan cada noche con hambre. Las mujeres representan el 60 por ciento de las personas desnutridas y en algunos países, las niñas tienen dos veces más probabilidades que los niños de morir de desnutrición y enfermedades infantiles prevenibles.

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios