www.enpozuelo.es

Días de libro en Pozuelo

lunes 29 de abril de 2013, 09:22h

linkedin

Comentar

Imprimir

Enviar

Y noches de arte, fábulas para adultos, licores y pastas. El programa Pozuelo se Lee, en torno al Día Internacional del Libro, todavía no ha acabado. Las palabras pintadas se quedan y mañana llegan más palabras. Para escuchar...

Los últimos han sido días intensos. De libros seriados, ilustrados o libros-objeto que en una magnífica exposición recorren la gran variedad de lenguajes plásticos de artistas como Joan Miró, Antoni Tàpies, Chillida o Teo Sabando. Joyas en pequeño, mediano y gran formato reunidas por los comisarios Isabel Elorrieta y Ramón González Marazuela. Algunas para tocar y sentir con guantes. Como el prontuario de bolsillo de Elena Alonso (Condiciones y efectos personales, 2010) que exhibe un repertorio de dibujos acompañados por desconcertantes títulos. Otras para disparar palabras como el revólver de Mateo Maté (Crónica de la mucha muerte, 2001). La palabra pintada es un viaje por el arte español desde la segunda mitad del siglo XX hasta nuestros días que Elena Jiménez reivindica con sus ilustraciones adosadas al balcón y las pérgolas que conectan la biblioteca Miguel de Cervantes con la plaza Mayor. El billete incluye guía y talleres de fabricación de papel artesanal y libros de artista.

Del uno al otro confín


Para viaje el de alguno de los libros que la mañana del 23 de abril esperaban a los alumnos del CEIP Infanta Elena en el Patio Segovia del Ayuntamiento. Llevan una pegatina con un código en el que se lee que son especiales; tienen la capacidad de recorrer el mundo. Sus lectores también lo son porque al introducir los números en la web de bookcrossing España pueden saber donde han estado y quienes les han leído. Tras la lectura hay que ponerlos en libertad en un Punto Bookcrossing ¿Interesante verdad?

Tanto como las aventuras de Rinconete y Cortadillo, La gitanilla, El coloquio de los perros o La ilustre fregona. Todas Novelas Ejemplares de Cervantes. Este año se cumplen cuatrocientos de su publicación y para celebrarlo decenas de vecinos participaron en una lectura colectiva continuada que comenzaba con El licenciado Vidriera. La alcaldesa fue la encargada de abrir el libro. Tras Paloma Adrados narraron sus peripecias la concejal de Cultura, Isabel González, periodistas, alumnos de bachillerato del colegio Liceo Sorolla. Hasta el pirata que navegaba en un mar de libros habría leído si no se hubiera quedado varado en la sala Gloria Fuertes en compañía de grumetes bajitos. Para que no le organizaran un motín, a bordo o en la isla de las letras, recurrió a la magia.

Mientras Gustavo Otero se alejaba en su velero bergantín se entregaban los premios del concurso Cuentos Comenzados. Las ganadoras, Isabel Cabañas por Isa y el fantasma de Platón, Alba Covadonga por La hormiguita y Carlota Sopeña por Corazón compartido, se mostraron encantadas con su cofre de libros ¿hay mayor tesoro?¿Un licor de mora?¿Una pasta de chocolate?¿Una noche de fábula?

Romeos, Julietas y un cohete

Reinaba el silencio en la sala más alegre de la biblioteca central de Pozuelo. La Noche de los Libros caía aderezada con dulces en estado líquido y sólido, cortesía de la cafetería aledaña y de repente... Ana García Castellano. Con sus cuentos para adultos, una botella de agua y una diminuta nave espacial más parecida a una bolsa de manzanilla que al Discovery One. Comenzaba la sesión nocturna de relatos para adultos, una de las propuestas más originales del programa "Pozuelo se Lee". Entre el público maestros, curiosos y seguidores incondicionales deseosos de escuchar sus relatos.

Del terapeuta a Romeo. De Romeo a Julieta. Julieta atónita ante la resurrección de Romeo. Y otra vez al terapeuta. Las historias saltaban de Shakespeare al diván y de ahí a casa de una tía. Hasta que la tía se cansó minutos antes de la lección de anatomía con desenlace explosivo ¡Que manera de narrar! ¡Que divertida Ana! ¡Y ese punto loco de amor por una línea! Conquistado el público quedaba por conquistar el espacio. Nada mejor para ello que poner en órbita un vehículo interestelar. Y colorín colorete hasta el techo subió el cohete.

El cielo está enladrillado...

Quien lo desenladrillará? (risas) Una voz de chica se escuchaba por megafonía en la plaza del Padre Vallet. Procedía del Taller de Trabalenguas. Había otros de Papel Reciclado, Encuadernación, Marcapáginas... Y un grupo de pequeños, algunos con la cara pintada, cerca de una zona de juegos, atendiendo las explicaciones de unos simpáticos duendecillos.

Los libros han protagonizado el primer Pozuelo se Mueve de la temporada. Y algunos, a veces, se convierten en películas. Que como sus BSO se pueden llevar a casa pero esa es otra historia que desvelaremos muy pronto. Es cuestión de horas.




¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios