www.enpozuelo.es

El fuerte control policial, protagonista de las Fiestas en honor de la Virgen de la Consolación

sábado 12 de septiembre de 2009, 18:11h

linkedin

Comentar

Imprimir

Enviar

Pozuelo de Alarcón se encuentra blindado en la recta final de sus fiestas con el fin de evitar reyertas como la que ocurrió el fin de semana pasado.

Tal y como anunciaron la delegada del Gobierno en Madrid, Amparo Valcarce, y el alcalde de Pozuelo de Alarcón, Gonzalo Aguado, la presencia policial en las fiestas del municipio se han visto incrementadas este fin de semana. Esperan así evitar reyertas como la que se produjo en Pozuelo el fin de semana pasado, en el que se destruyó mobiliario urbano y diez policias resultaron heridos. Velan por ello un helicóptero, dos furgones de la UIP (antidisturbios) seis de la Bescamp, cuatro de Policía Nacional y cuatro de Policía Local.

Pozuelo de Alarcón se encuentra empapelado con carteles que especifican la prohibición de tenencia y consumo de alcohol durante las fiestas. Todo el perímetro del parque donde los jóvenes celebran sus botellones en la localidad se encuentra rodeado por una cinta en la que se encuentran varios de estos carteles. Pero el control no sólo se limita a la zona del parque. Numerosos efectivos policiales patrullaban por las zonas verdes colindantes para evitar que los jóvenes llegaran con bolsas de bebidas alcohólicas al recinto.

La estación de cercanías de Pozuelo también se vió afectada por el control policial. Dos furgones policiales se encargaban de revisar las bolsas y mochilas de todos los jóvenes que se acercaban al municipio, la mayoría de ellos menores de edad. Agentes de policia explicaron que no habría multa a no ser que los jóvenes estuviesen consumiendo bebidas alcohólicas.


"Como un fin de semana más"

La jornada de ayer de las fiestas fue de lo más tranquila. Muchos de los asistentes comentaban que la noche era más parecida a un fin de semana normal que a las fiestas de la localidad. A las 00:30 la electricidad estaba cortada y las atracciones cerradas. La actuación de Moon river Trio se vio prácticamente vacía y sólo la discoteca móvil fue animándose un poquito más. Muchos de los jóvenes que acudieron se quejaron de la fuerte presencia policial y les acusaron de "haberse cargado las fiestas". La mayoría decidió marcharse a otro municipio donde no hubiese la misma prohibición para beber.

El Ayuntamiento de Pozuelo ha prohibido el botellón durante lo que queda de fiestas por triplicado. La Ley antibotellón de la Comunidad ha sido completada con dos ordenanzas municipales más, una redactada antes de las fiestas, y la otra tras los conflictos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios